"Tisanas", de Ana Hatherly

Ana Hatherly



Ana Hatherly nació en la ciudad de Oporto en 1929 y murió en Lisboa en 2015. Poeta, pintora y profesora universitaria es una figura muy interesante y fundamental en el panorama de la literatura portuguesa.

Los textos que presentamos pertenecen a su libro Tisanas (literalmente infusiones) consideradas pequeños poemas en prosa o en la terminología actual micro-ficciões.

Estas Tisanas o infusiones lingüísticas comenzaron en 1969, lo que se conoce como work in progress. En ese año se publicaron las primeras 39 Tisanas. Ana Hatherly nos dice: cuando publiqué las primeras Tisanas “ estaba en plena actividad vanguardista, porque en 1666 me había adherido al grupo de Poesía Experimental, ligado al Movimiento Internacional de Poesía Concreta que surgió en Brasil en los cincuenta y en Portugal al inicio de los sesenta”.

Las Tisanas que presentamos en Brevilla pertenecen al libro editado en 2006 por Quimera Editores que contiene las definitivas 463 Tisanas. Todas siguen una numeración estricta independientemente del tiempo en que fueron escritas. La selección ha sido como toda selección: subjetiva y antojadiza.

Traducción de Sergio Astorga.



Tisanas (portugués y Español)

205

Era uma vez um gato preto com uns olhos tão verdes que quando passeava pelo bosque dir-se-ia que era uma sombra em que se tinham aberto dois buracos para se poder ver a verdura do verde.



Había una vez un gato negro con unos ojos tan verdes que cuando paseaba por el bosque se diría que era una sombra a la que se le abrieron dos hoyos para poder mirar la verdura del verde.



103

Sento-me e escrivo. É mi tisana matinal. Penso no acto de escrever. O real é uma retrospectiva: registar recolher nomear esquecer. A mão obedece é uma bobina de seis pontas quando escreve. Esse é o mundo natural do escritor.



Me siento a escribir. Es mi taza de té matinal. Pienso en el acto de escribir. Lo real es una retrospectiva: registrar recoger nombrar olvidar. La mano obedece. Es un carrete de seis puntas cuando escribe. Este es el mundo natural del escritor.



80

Era uma vez uma história tão impressionante que quando alguém a lia o livro começava a transpirar pelas folhas. Se o leitor fosse muito bom o livro soltava mesmo algumas pequeninas gotas redondas de sangue.



Hubo una vez una historia tan impresionante que cuando alguien la leía el libro comenzaba a sudar por las hojas. Si el lector era realmente muy bueno, el libro soltaba algunas pequeñitas gotas redondas de sangre.



404


Quando eu era uma criança a minha avó levava-me a ver filmes de Buster Keaton, Harold Loyd e Chaplin. Nunca me levou a ver Branca de Neve. Foi um erro. Mais como haveria ela de saber que eu estava condenada a viver rodeada de anões?



Cuando era una niña mi abuela me llevaba a ver películas de Buster Keaton, Harold Loyd y Chaplin. Nunca me llevó a ver Blanca Nieves. Fue un error. ¿Pero cómo habría de saber que yo estaba condenada a vivir rodeada de enanos? 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

No se aceptan comentaristas anónimos.